ST. ELMO, PUNTO DE ENCUENTRO

    Titulo original: St.Elmo's Fire
    Año: 1985
    País: EE.UU.
    Duración: 104 min.
    Dirección: Joel Schumacher.
    Guión: Joel Schumacher y Carl Kurlander.
    Música: David Foster. Temas musicales: Love theme from St. Elmo's fire, interpretado por David Foster, St. Elmo's fire (man in motion), interpretado por John Parr; Shake down, interpretado por Billy Squier; This time it was really right, interpretado por Jon Anderson; Saved my life, interpretado por Fee Waybill; One love, interpretado por David Foster; Stressed out (close to the edge), interpretado por Airplay; Young and innocent, interpretado por Elefante; If i turn you away, interpretado por Vikki Moss; Into the fire, interpretado por Todd Smallwood; Give her a little drop more, interpretado por Todd Smallwood; Respect, interpretado por Aretha Franklin y (Meet) The Flintstones.

    Intérpretes

    Interpretes: Emilio Estevez, Rob Lowe, Andrew McCarthy, Demi Moore, Judd Nelson, Ally Sheedy, Mare Winningham, Martin Balsam, Andie McDowell, Joyce Van Patten, Jenny Wright, Blake Clark, Jon Cutler, Matthew Laurence, Gina Hecht, Anna Maria Horsford, Patrick Winningham, Andy Scott, Christian Iraberen, Daniele Iraberen, Rennet Bowman, James Carrington.

    Sinopsis

    Un grupo de íntimos amigos con inquietudes y preocupaciones dispares, que acaban de terminar sus estudios universitarios, se reúnen en el bar St. Elmo decididos a hacer un frente común a los buenos y malos momentos que la vida les depara. Sus aspiraciones, carreras y relaciones sociales han de moldear sus vidas, por lo que están buscando su sitio en el mundo real y esto les causa conflictos que ponen a prueba su antigua amistad. Aunque juntos tratarán de que el desencanto ante el mundo profesional y las relaciones personales sean más llevaderos gracias a la amistad que se profesan, no exenta de rencores, traiciones y frustraciones. Billy (Rob Lowe), el rebelde del grupo no encuentra trabajo. Los padres de Wendy (Mare Winningham), aún virgen, sólo esperan de ella que forme una familia, aunque ella sólo quiere estar con Billy, pero éste, padre prematuro, quiere volver con su mujer y su hijo. El abogado recién licenciado Kirby (Emilio Estevez) sigue colgado de la madura Dale (Andie MacDowell). La atractiva e insegura Jules (Demy Moore) va de crisis en crisis y que esconde sus impulsos neuróticos tras el alcohol y las drogas. Alec (Judd Nelson) con el futuro profesional más prometedor quiere casase con Leslie (Ally Sheedy), pero Leslie tiene otro pretendiente. Jules piensa que Kevin (Andrew McCarthy) es homosexual. Aunque quizá, el único problema de todos ellos sea su comportamiento egocéntrico. Cada uno de ellos, que se aman entre sí como solamente pueden los amigos más cercanos, se aferra a la aceptación y el cariño que le da el grupo y que les sirve como una red de seguridad para dar el salto que quieran en la vida, sin miedo a caerse.

    Comentario

    El prolífico Joel Schumacher (El fantasma de la ópera, Nueve días, Asesinato en 8mm, Nadie es perfecto, Batman forever, Un toque de infidelidad, Jóvenes ocultos...), uno de los directores más personales y de mayor éxito comercial del cine de Hollywood en los últimos años, debutó como tal en 1974 con diversos telefilmes, pero se consagró definitivamente en 1985 con St. Elmo, punto de encuentro, para la que contó con un reparto, que consagró el Brat Pack o Hatajo de mocosos, con el que una nueva e inquieta generación de actores se incorporaban al cine, y que desarrollarían posteriormente unas carreras espectaculares: lJudd Nelson (Los caraconos); Ally Sheedy (La chica de rosa, High Art), Andrew McCarthy (Cosas que nunca te dije), Emilio Estévez (Rebeldes), Andie McDowell (Mis dobles, mi mujer y yo); Mare Winningham (Wyatt Earp), Rob Lowe (¿Qué pasó anoche?), o Demi Moore (Algunos hombres buenos). Todos ellos conforman, en St. Elmo, punto de encuentro, un grupo de jóvenes recién licenciados en la Universidad que se enfrenta a los retos y realidades del mundo de los adultos. Cada uno de ellos deberá hacer frente a sus propios miedos, sentimientos y metas, aunque juntos tratarán de que el desencanto ante el mundo profesional y las relaciones personales sea más llevadero gracias a la amistad que se profesan, no exenta de rencores, traiciones y frustraciones.