BAJO EL MISMO TECHO (2018)

    14
    Titulo original: Bajo el mismo techo
    Año: 2018
    País: España
    Duración: 97 min.
    Dirección: Juana Macías
    Guión: Juana Macías, Daniel Corpas, Anna R. Costa y Juan Moreno
    Música: Pablo Trujillo

    Intérpretes

    Silvia Abril, Jordi Sánchez, Darko Peric, Álvaro Cervantes, Ana Morgade, Cristina Castaño, Sergio Torrico, Malena Alterio, Daniel Guzmán, Jordi Aguilar, María Alfonsa Rosso, Álex de Lucas, Cristina Alarcón, Manuel Gancedo, Dani Nieto, Yaël Belicha, César Camino, Nancy Yao, Dulceida, Almar G. Sato, Mauricio Morales, Fabia Castro, Gonzalo Villamizar, Mike Lee, Cristina Serrato, Kao Chenmin, Chacón Clara, Bea de la Cruz, Patricia Córdoba, Carlos Wu, Víctor Martinez, Filipa Ribeiro, Paul Brennan, Yohana Yara, Oscar Reyes, Cindy Fuentes y Gabriela Santos.

    Sinopsis

    Cuando Nadia (Silvia Abril) y Adrián (Jordi Sánchez) deciden separarse tras años de convivencia, se dan cuenta de que ninguno de los dos puede permitirse abandonar el precioso chalet que compraron en el apogeo de su matrimonio… y de la burbuja inmobiliaria. Atrapados por la deuda y obligados a cohabitar, acaban declarándose la guerra y montando su particular campo de batalla bajo el mismo techo. La película es también un retrato sobre las relaciones de pareja aquí y ahora, con la burbuja inmobiliaria de fondo y la manida frase de «tú puedes ser lo que quieras ser» en primer plano: si quieres, puedes empezar una nueva vida, emprender y reinventarte aunque ya no tengas 25 años, estés arruinado y no te quede otra que compartir casa con tu ex.

    Comentario

    Tercer largometraje de Juana Macías, que vuelve a apostar por la comedia tras “Planes para mañana” y “Embarazados”, en este caso una comedia sobre la lucha de sexos. Todo comienza con un divorcio, una hipoteca, y la peor pesadilla de una pareja que se rompe: tener que compartir casa con tu ex. La película ironiza sobre cómo una persona se separa cuando no puede separarse, sobre cómo sobrevivir a una hipoteca y empezar de nuevo cuando ya no se tiene 20 años. Y también sobre cómo, por muy complicada que sea una situación, siempre hay posibilidad de elegir: se puede buscar el lado bueno de las cosas, aunque esté muy escondido, o se puede tensar la cuerda hasta que se rompa. Todo ello con un tono de comedia moderna, sarcástica y llena de referencias actuales, en la que todo está siempre a punto de explotar.