SISSY SPACEK

    Sissy Spacek (nacida como Mary Elizabeth Spacek en Quitman, Texas, el 25 de diciembre de 1949) es una actriz que combina sus trabajos interpretativos con otros como cantante.

    Spacek empezó en el mundo del cine de la mano de su primo Rip Torn, quien ya era actor y gracias al cual pudo inscribirse en el Actors Studio y en el Lee Strasberg Institute de Nueva York. En su juventud, Sissy practicó actividades físicas muy diversas, como montar a caballo o subirse a los árboles con sus hermanos, quienes le apodaron Sissy en su niñez.

    Su decisión de convertirse en artista la tomó tras un trágico episodio familiar, y es que su hermano Robbie falleció de leucemia en 1967 a los 17 años y Sissy no estaba dispuesta a desperdiciar el tiempo en el colegio para lograr sus propósitos. En una entrevista, la intérprete texana definió la muerte de su hermano como «el evento definitorio de toda mi vida”.
    Antes de alcanzar la fama, la actriz cantaba y tocaba la guitarra en las cafeterías de Nueva York. También se desempeñó un corto periodo de tiempo como modelo. Después de aparecer sin acreditar en la película «Trash” (1970), de Andy Warhol, Sissy debutó oficialmente en el cine junto a Lee Marvin en «Carne Viva” (1972), una película dirigida por Michael Ritchie, en la cual interpretaba el papel de una mujer vendida en la trata de blancas.

    Pero su primer papel destacado fue en la película «Malas tierras» (1973), ópera prima de Terrence Malick en la dirección, donde conoció al director artístico Jack Fisk, con el que se casaría posteriormente con quien tuvo dos hijas, Schuyler (nacida en 1982) y Virginia Madison (1988).

    El papel con el que Sissy Spacek se daría a conocer mundialmente fue el de la joven Carrie White, en la película «Carrie» (1976), dirigida por Brian de Palma, basada en la novela homónima de Stephen King, por la que fue nominada al Óscar a la mejor actriz. Aunque ese año no lo ganó, en 1980 lo consiguió por su papel en la película » Quiero ser libre», en la que interpretaba a la estrella del Country Loretta Lynn en donde ella misma interpretaba los temas musicales por ls que estuvo nominada a un Grammy.
    Considerada como una de las actrices más destacadas de su generación, habiendo participado en películas de una gran variedad de estilos como el drama, la comedia o el terror. Spacek es muy amiga del director David Lynch («Twin Peaks»), con quien ella y su marido trabajaron en su ópera prima «Cabeza borradora» (1977). En 1999, Lynch se dio el lujo de dirigir por primera vez a Sissy en «Una historia verdadera».

    Entre sus películas más destacadas están «Desaparecido» (1982), «Cuando el río crece» (1984), «Crímenes del corazón» (1986), «JFK: caso abierto» (1991), «Affliction» (1997), «Una historia verdadera» (1999), «En la habitación» (2001), la comedia navideña «Como En Casa En Ningún Sitio” (2008) en la que interpretó a la madre de Vince Vaughn, o en «Criadas y Señoras” (2011) donde era la madre de Bryce Dallas Howard. En el año 2015 estrenó en televisión la serie «Bloodline” interpretando el personaje de Sally Rayburn (2015-2017), fue pareja de Robert Redford en «The Old Man & The Gun” (2018). El mismo año, en televisión, interpretó el personaje de Ruth Deaver en la serie «Castle Rock” (2018), y el de Ellen Bergman en «Homecoming” (2018), junto a Julia Roberts.
    En 2012 publicó su autobiografía titulada «My Extraordinary Ordinary Life». En la actualidad Sissy Spacek vive con su marido en un extenso rancho de Virginia, donde disfruta montando a caballo.