NAOMI WATTS

    La vida de Naomi Watts bien podría ser llevada a la gran pantalla. Naomi Watts nació en Inglaterra el 28 de septiembre de 1968 y fue la segunda hija de Peter y Miv Watts. Papá Peter era road manager de Pink Floyd y murió cuando Naomi tení siete años. Fue entonces cuando mamá Miv, diseñadora de profesión, empezó a viajar de un lado a otro hasta que se asentó definitivamente junto a sus hijos Ben y Naomi en Australia. Para entonces Naomi tenía 14 años y convenció a su madre para que la dejara tomar clases de interpretación.
    Empezó a trabajar como modelo y con sólo 18 años tuvo su primer trabajo en una película: «Sólo por amor» (1986). Poco después conoció en un casting a la que se convertiría en su mejor amiga, Nicole Kidman. Tres años más tarde coincidieron en «La primera experiencia» (1991), un drama que fue un éxito de taquilla que sorprendió a todos. Mientras que su gran amiga Nicole entraba en Hollywood por la puerta grande tras empezar su relación con Tom Cruise, Naomi fue fichada por las serie televisiva «Home and Away»: una de las series más longevas de la televisión australiana.
    Naomi consiguió trabajando en la industria australiana en una larga serie de películas que pasaron con más pena que gloria, llegando incluso a participar en la cuarta entrega de «Los chicos del maíz». En el caminó coincidió con Russell Crowe y Brendan Fricker.
    En 2001 le llegó su gran oportunidad de la mano de David Lynch y «Mulholland Drive». La película fue un éxito, especialmente de crítica, llegando a ser considerada por Cahiers du cinema como la mejor película del año. Naomi Watts empezó a ser reconocida en el mercado internacional, aunque no fue hasta su siguiente trabajo que consiguió un gran éxito internacional: su papel de Rachel en la película de terror «The Ring». La película es la versión norteamericana de la película japonesa dirigida por Hideo Nakata, «Ringu». En este año entra en la lista de People de las 50 personas más bellas y queda en el 14 puesto en la revista Empire en una encuesta entre sus lectores sobre las actrices más sexies del año.
    Convertida en la nueva sensación de Hollywood, a la bella australiana le llueven los proyectos y participa en «Ned Kelly» junto a Heath Ledger y Orlando Bloom, «Funerarias S.A» o «Le Divorce». En 2003 participa en la primera película norteamericana del mexicano Alejandro González Iñárritu. Naomi aceptó el papel antes de leer el guión y esa confianza se ve premiada con su primera nominación a los Oscar.
    Tras participar en «Extrañas coincidencias», «El asesinato de Richard Nixon» y la segunda parte de «The Ring». En 2005 vuelve a participar en un remake, el de «King Kong», dirigido por Peter Jackson. Tras rechazar el papel de Susan Storm, la mujer invisible, en «Los cuatro fantásticos», se embarca en el rodaje de «El velo pintado» (2006), película en la que trabaja junto a Edward Norton y el que es su pareja hasta ahora: Liev Schreiber.
    En 2007 participa en «Promesas del este», de David Cronenberg. La película se rodó en Inglaterra y la coprotagonizaba Viggo Mortensen y Vincent Cassel. a las dos semanas de empezar el rodaje, Naomi descubrió que estaba embarazada y, aunque en principio no pensaba hacerlo público, finalmente no pudo ocultarlo. La película tuvo una buena acogida.
    Su siguiente trabajo, una vez más fue un remake, algo que le ha llevado a ganarse el sobrenombre de «la reina del remake», y no ha sido el último. En esta ocasión se trataba de la versión norteamericana de «Funny Games», de Michael Haneke. La película original, austríaca, fue rodada en 1997 y su versión americana se rodó diez años después y Michael Haneke, que también se encargó de esta segunda versión, reprodujo plano a plano la película original.
    En 2009 protagoniza junto a Clive Owen la película de acción «Dinero en la sombra». En este mismo año acude al Festival de San Sebastián para presentar «Madres e Hijas», la película de Rodrigo García, hijo de Gabriel García Márquez.
    «Conocerás al hombre de tu vida» ha sido hasta el momento su primer trabajo con Woody Allen, y una de las pocas comedia en las que ha participado. Tras participar en el biopic del jefe del FBI «J.Edgar», dirigida por Clint Eastwood y protagonizada por Leonardo DiCaprio.
    En agosto de 2010 comenzó el rodaje de «Lo imposible», la película de J.A. Bayona. La película está basada en la experiencia real de María Belón y su familia durante el tsunami de Indonesia en 2004 y que costó la vida a más de 200.000 personas. La película ha recaudado más de 160 millones de dólares en todo el mundo, aunque en Estados Unidos no tuvo el éxito esperado, en parte por una mala distribución. De todas formas la nominación de Naomi Watts al Oscar a la mejor interpretación compensa, en parte, que ni Ewan McGregor, ni Tom Holland ni el propio J.A. Bayona hayan entrado en las nominaciones.