UNA BALA EN LA CABEZA (1980)

    Titulo original: Bullet in the Head aka Die xue jie tou
    Año: 1990
    País: Hong Kong
    Duración: 124 min.
    Dirección: John Woo.
    Guión: Janet Chun, Patrick Leung y John Woo.
    Música: Romeo Díaz y James Wong. Tema musical: I'm a Believer, interpretado por The Monkees.

    Intérpretes

    Jacky Cheung, Tony Leung Chiu Wai, Waise Lee, Simon Yam, Fennie Yuen, Yolinda Yam, Chung Lam, Shek Yin Lau y John Woo.

    Sinopsis

    Ben (Tony Leung Chiu Wai), Frank (Jacky Cheung) y Paul (Waise Lee) crecieron juntos en los tugurios de Hong Kong. Su amistad se ve amenazada cuando un día, en 1967, tras un violento enfrentamiento con un camorrista malcarado, miembro de una banda callejera, éste muere. Los tres amigos se ven obligados a huir a Vietnam donde se verán involucrados en múltiples problemas. Allí sus planes para empezar una nueva vida se frustran. Se les involucra en negocios sucios y son capturados por el Vietcong que, creyendo que son espías, les apalea brutalmente para obtener su confesión. Un desgraciado incidente provocará que la amistad se rompa y nazca una desenfrenada búsqueda de venganza. Así, comienzan las traiciones entre ellos hasta el punto de que Paul, enloquecido, dispara a Frank en la cabeza.

    Comentario

    Una de las últimas películas que John Woo realizó en Hong Kong antes de trasladarse a Hollywood donde triunfará con títulos como Paycheck, Misión Imposible 2, Cara a cara, Alarma nuclear), es quizá su trabajo más personal y una de las mejores películas de acción de la década de los 90. Se puede decir que es cine de autor, en el sentido de que de Woo se encarga de la producción, la dirección, el guión, tiene un pequeño papel y supervisó personalmente el Catering. En Una bala en la cabeza, una especie de precuela de Un mañana mejor, Woo hace una épica descripción, mezclando drama, acción, suspense y aventuras, de la vida de tres pequeños amigos atrapados en el torbellino de la Guerra de Vietnam. Una historia básica, primigenia, en torno a un tema igual de básico: la amistad. Tras Una bala en la cabeza, y antes de su traslado a Estados Unidos, Woo realizaría Un ladrón es siempre un ladrón y Hervidero, pertenecientes a su período hongkonés.