TODOS LOS HERMANOS ERAN VALIENTES (1953)

    Titulo original: All the Brothers Were Valiant
    Año: 1953
    País: EE.UU.
    Duración: 96 min.
    Dirección: Richard Thorpe
    Guión: Harry Brown, basado en una novela de Ben Ames Williams
    Música:

    Miklós Rózsa


    Intérpretes

    Robert Taylor, Stewart Granger, Ann Blyth, Betta St. John, Keenan Wynn, James Whitmore, Kurt Kasznar, Lewis Stone, Robert Burton, Peter Whitney, John Lupton, Jonathan Cott, Mitchell Lewis, James Bell, Leo Gordon, Michael Pate, Clancy Cooper, Frank DeKova, Henry Rowland, Stanley Andrews, George Barrows, Walter Coy, Frankie Crane, John Damler, James Davis, John Doucette, Wesley Gale, Harry Hines, Richard Karlan, Owen McGiveney, Tyler McVey, Vesey O´Davoren, Alexander Pope, Keith Richards, Morgan Roberts y Glenn Strange.

    Premios

    Nominada al Oscar a la Mejor Fotografía en color


    Sinopsis

    A mediados del siglo XIX, Joel Shore (Robert Taylor), que pertenece a una familia de larga tradición marinera, se hace cargo de un barco ballenero, sustituyendo a su hermano Mark (Stewart Granger), que desapareció en el último viaje en sospechosas y turbias circunstancias. Antes de embarcar, se casa con Priscilla (Ann Blyth) y la lleva consigo. Durante el viaje, sondea a la tripulación para averiguar qué le sucedió a su hermano, pero no consigue aclarar si la causa de su extraño comportamiento eran las fiebres que padecía o el alcoholismo. Tras una accidentada jornada de pesca, llegan a una isla en la que, inesperadamente, aparece Mark, que explica su versión de los hechos. La existencia de un tesoro de perlas en una remota isla y la rivalidad a causa de Priscilla hará que los hermanos se enfrenten.

    Comentario

    Película de aventuras basada en una novela de Ben Ames Williams que ya había sido llevada dos veces antes al cine, aunque aquí tenemos la mejor versión que dota de un dramatismo a la historia que hace que gane emoción sin perder realismo. Dirige Richard Thorpe, responsable de películas emblemáticas del cine de aventuras como “Ivanhoe” o “El prisionero de Zenda”, que habla sobre el enfrentamiento de dos hermanos con sentidos del honor y del deber bien distintos y enamorados de la misma mujer.