THE SWELL SEASON (2011)

    6
    Titulo original: The Swell Season
    Año: 2011
    País: EE. UU. – Irlanda – República Checa
    Duración: 91 min.
    Dirección: Nick August-Perna, Chris Dapkins y Carlo Mirabella-Davis.
    Guión: Nick August-Perna, Chris Dapkins y Carlo Mirabella-Davis.
    Música: Glen Hansard y Markéta Irglová.

    Intérpretes

    Catherine Hansard, Glen Hansard y Markéta Irglová

    Sinopsis

    Tras el éxito del filme “Once”, el romance entre Glen Hansard y Markéta Irglová se volvió real, iniciando una agotadora gira mundial de dos años que amenaza con destruir una relación que parece fruto del destino. Glen y Markéta se despiertan en ciudades extrañas, deambulan por ellas, posan para las fotos. Les observamos mientras navegan por esta nueva y extraña esfera de exposición pública con el otro como único apoyo. En un descanso de la gira, Glen visita a sus padres en las afueras de Dublín. Su madre le dice que el Oscar significa mucho para la gente del barrio, mientras su padre, carismático y alcohólico, encarna una pesada carga psicológica que Glen siente la obligación de echarse al hombro. De gira otra vez en la República Checa, estas tensiones crecen y se desbordan en una inolvidable conversación entre ambos en la terraza de un café. Mientras se desvanece el hermoso entorno de Telc, el espectador es testigo de la cruda desintegración de un romance y la reconfiguración de una bella colaboración musical. La película acompaña a Glen y Markéta a lo largo de un periodo de extraordinaria intensidad y presión, que lleva a ambos músicos a cuestionarse sus ambiciones, identidades y, por último, su relación. Es una historia sobre amantes, la carga de los sueños, los oscuros legados familiares y el eterno vínculo entre dos almas inquietas unidas para siempre por su música.

    Comentario

    Un documental sobre el romance que mantuvieron Glen Hansard y Markéta Irglová, los dos protagonistas de “Once”, durante la gira agotadora musical que mantuvieron tras el éxito de aquel largometraje que culminó con un celebrado Oscar. El documental observa pacientemente los pequeños gestos, los momentos robados de discreta intimidad entre bastidores, las baladas folk del Post Show de RAW cantadas en la oscuridad, los camerinos repletos de humo, constituyendo una mirada íntima a la euforia y la confusión provocadas por el amor y la fama de los dos protagonistas.