SPIDER-MAN

    21
    Titulo original: Spider-man
    Año: 2002
    País: EE.UU.
    Duración: 121 min.
    Dirección: Sam Raimi.
    Guión: David Koepp, basado en el cómic de Stan Lee y Steve Ditko.
    Música: Danny Elfman. Temas musicales: When It Started, interpretado por The Strokes, What We're All About, interpretado por Deryck Whibley, Panorama, interpretado por Laibach, Jimmy Shaker Day, interpretado por Oleander, My Nutmeg Phantasy, interpretado por Macy Gray, Itsy Bitsy Spider, Hero, interpretado por Chad Kroeger y Josey Scott y Theme from Spider Man.

    Intérpretes

    Tobey Maguire, Willem Dafoe, Kirsten Dunst, James Franco, Cliff Robertson, Rosemary Harris, J.K. Simmons, Joe Manganiello, Gerry Becker, Bill Nunn, Jack Betts, Stanley Anderson, Ron Perkins, Michael Papajohn, K.K. Dodds, Ted Raimi, Bruce Campbell, Elizabeth Banks, John Paxton, Tim De Zarn, Taylor Gilbert, Randy Savage, Larry Joshua y Timothy Patrick Quill.

    Sinopsis

    Huérfano a una temprana edad, Peter Parker (Tobey Maguire) es un estudiante que trabaja como fotógrafo del Daily Bugle y vive feliz en Nueva York en casa de sus tíos May (Rosemary Harris) y Ben (Cliff Robertson). En una excursión durante la cual Peter y sus compañeros de clase asisten a un experimento con arañas, es mordido por una de ellas que ha sido manipulada genéticamente. Poco después, descubre que posee unos poderes poco habituales: ha sido dotado de la fuerza y agilidad de una araña así como de un agudo sentido arácnido de percepción extrasensorial. Tras descubrir dichos poderes, Peter aparece en un combate de lucha televisado, armado con su nueva fuerza de araña, y gana en un tiempo récord. Pero el promotor del combate (Larry Joshua) se niega a entregar a Peter el premio de 3.000 dólares que le corresponde, alegando que había ganado con demasiada rapidez. Poco después, Peter tiene la oportunidad de atrapar a un ladrón que se escapa de la oficina del promotor, pero como quiere venganza, decide no detenerlo. Unos momentos más tarde, el mismo ladrón asesina a su amado Tío Ben. Como Spider-Man, Peter captura al delincuente, pero le atormenta la idea de no haberse convertido en un héroe antes. En ese momento de confusión, Peter recuerda algo que su Tío Ben le dijo en una ocasión: El gran poder implica una gran responsabilidad. A Peter la frase le llega al alma y decide utilizar sus extraordinarios poderes para luchar contra el crimen. Mientras tanto, el megalomaníaco hombre de negocios Norman Osborn (Willem Dafoe), padre de su compañero y amigo Harry (James Franco), está sufriendo algunos cambios en su ser. Una fórmula experimental ha explotado en su cara, aumentando su inteligencia y su fuerza, pero también trasformándolo en un demente. Ahora es el Duende Verde, el mayor enemigo del Spider-Man, quien pondrá a prueba la promesa del joven Peter Parker de ayudar a los inocentes y luchar contra el crimen.

    Comentario

    Estaba cantado que con la actual revisión de superhéroes del cómic que está haciendo Hollywood con destino a la gran pantalla, más tarde o más temprano caería Spiderman, uno de los personajes más célebres de la Marvel creado por Stan Lee. Como es habitual en esta primera entrega de un superhéroe famoso, (el filme tiene ya una primera secuela y se encuentra en producción una segunda), lo que la película narra es como el protagonista se convirtió en el hombre araña. La película tiene dos aciertos fundamentales que le confieren un nivel superior a lo que Hollywood nos tiene acostumbrados a la hora de adaptar cómics: la dirección de Sam Raimi, un experto en cine fantástico-terrorífico, admirador del personaje desde que era joven, al que potencia y no le añade nada que no existiera en los tebeos, y la interpretación de Tobey Maguire, un actor muy completo que da al personaje la dualidad y la evolución necesaria. Como entretenimiento, la película funciona perfectamente.