SEDUCIDOS Y ABANDONADOS (2013)

    10
    Titulo original: Seduced and Abandoned
    Año: 2013
    País: EE.UU.
    Duración: 98 min.
    Dirección: James Toback
    Guión: James Toback
    Música: Jeanne Fox

    Intérpretes

    Alec Baldwin, Michael Mailer, Ryan Gosling, Martin Scorsese, Jessica Chastain, Diane Kruger, Neve Campbell, James Caan, Roman Polanski, Francis Ford Coppola, Bérénice Bejo, Bernardo Bertolucci, Charlotte Kirk, Jeremy Thomas, Todd McCarthy, Ben Schneider, Thorsten Schumacher y Scott Foundas.

    Premios

    Presentada fuera de Concurso en el Festival Internacional de Cine de Cannes.

    Sinopsis

    El director James Toback y el actor Alec Baldwin muestran la cara oculta de la industria del cine a través de la presentación de un falso proyecto titulado “El Último Tango en Tikrit” en el Festival de Cannes de 2012. Una búsqueda que les sirve para reflexionar sobre el cine, el glamour, la vida y la muerte. Así, recuerdan a Orson Welles -que aseguraba que se pasaba el 95% del tiempo intentando conseguir dinero para una película y el 5% haciéndola- y muestran otras perspectivas de la industria cinematográfica. Mientras asistimos a sus encuentros con los magnates de los estudios para conseguir financiación, estrellas de cine –Ryan Gosling, Jessica Chastain o Diane Kruger- y célebres directores –Martin Scorsese, Roman Polanski, Francis Ford Coppola o Bernardo Bertolucci- darán a conocer los entresijos del mundo del celuloide y sus propias anécdotas y experiencias.

    Comentario

    El director James Toback y el actor Alec Baldwin muestran en este divertido y sorprendente documental las dificultades económicas de sacar adelante un proyecto cinematográfico. Para ello muestran su propia experiencia intentando conseguir (sin éxito) la financiación necesaria para rodar una película. La cinta -rodada en once días durante el festival de Cannes de 2012 y presentada en el de 2013 fuera de concurso- supone un viaje a través del cual el director y el actor se muestran ante el público "seducidos y abandonados" por la promesa de hacer un filme y por todo el proceso de negociación y de búsqueda de fondos en una industria que, reconocen, los trata como "una mala amante" y, a veces, les produce la sensación de prostituirse.