RICAS Y FAMOSAS

    15
    Titulo original: Rich and Famous
    Año: 1981
    País: EE.UU.
    Duración: 117 min.
    Dirección: George Cukor.
    Guión: Gerald Ayres, basado en libro de John Van Druten.
    Música: Georges Delerue. Temas musicales: Take Me for a Buggy Ride, interpretado por Bessie Smith y On The Sunny Side of the Street, interpretado por Willie Nelson.

    Intérpretes

    Jacqueline Bisset, Candice Bergen, David Selby, Hart Bochner, Steven Hill, Meg Ryan, Matt Lattanzi, Daniel Faraldo, Nicole Eggert, Joe Maross, Kres Mersky, Cloyce Morrow, Allan Warnick, Ann Risley, Damion Sheller, Haley Fox, Fay Kanin, Tara Simpson, Herb Graham, Charlotte Moore, William G. Schilling, John Perkins, Herbert Bress y Alan Berliner.

    Sinopsis

    En los Estados unidos de los años 40, dos amigas del colegio estrechamente unidas entre sí, se separan. Merry Noel (Candice Bergen) deja a Liz Hamilton (Jacqueline Bisset) para casarse con Doug Blake (David Selby). La despedida en la estación donde la joven pareja toma el tren es emocionante y Merry le regalará, como último recuerdo de su entrañable amistad, un simpático oso de peluche que Liz recibirá con lágrimas en los ojos. 20 años después, Merry y Liz han seguido caminos distintos pero, en cierto modo, paralelos. Mientras Merry ha consolidado su situación familiar, convirtiéndose en una madre y ama de casa a la antigua usanza, Liz se ha revelado como una escritora de cierto prestigio intelectual y una conferenciante de ideas progresistas. Una gira por California permite a Liz visitar la casa de Merry en la playa de Malibú. Allí Merry parece vivir ajena a los problemas de cualquier mujer comprometida, y rodeada de un ambiente frívolo y superficial que empieza a cansar al propio Doug. Pero, sorprendentemente, Liz descubre en Merry una faceta inédita. Durante una larga noche, Merry le lee una novela típicamente consumista escrita por ella misma. Liz reacciona con acidez y desprecio. Sin embargo, el éxito sonríe a Merry y pronto sus libros comienzan a venderse por millares. Inevitablemente, esto generará en Liz un sentimiento de amargura y de envidia, y le llevara a un distanciamiento aconsejado por su manera de ver la vida, más propia de una mujer intelectual y crítica. Al contrario que Merry, prototipo de la mujer de moral burguesa y convencional, Liz consuela su soledad con varios hombres, sin demasiada convicción pero también sin ponerles obstáculo alguno. Su romance más serio lo mantiene con Chris (Hart Bochner), un ambicioso y joven reportero de la revista Rolling Stone, que aprovecha una entrevista con la escritora para seducirla. Entre tanto, Doug, aburrido, ha dejado a Merry, que se traslada a Nueva York con su hija Debby (Meg Ryan). Allí los contactos entre las dos amigas de juventud ponen en eviden

    Comentario

    George Cukor se despidió del cine, con 82 años, con esta película, un actualizado remake de un viejo filme de los años cuarenta protagonizado por las eternas rivales Bette Davis y Miriam Hopkins después de que el director inicialmente previsto, Robert Mulligan, abandonara el proyecto por desavenencias con una de las protagonistas, Jacqueline Bisset, que era también productora del filme. Cukor demostró inteligencia, sabiduría y un perfecto conocimiento del universo femenino en esta historia de comprensión y amistad entre dos mujeres que optarán por caminos diferentes. La sabia dirección de actrices, legendaria en este director, contribuyó decisivamente a las excelentes composiciones de Jacqueline Bisset y Candice Bergen en un filme que alterna con indudable maestría el drama y la comedia, proporcionando además a Meg Ryan uno de sus primeros papeles relevantes. Memorable banda sonora a cargo del romántico compositor francés George Delerue.