RETRATO DE MUJER BLANCA CON PELO CANO Y ARRUGAS (2020)

    Titulo original: Retrato de mujer blanca con canas y arrugas
    Año: 2020
    Fecha de estreno en España: 19-11-2021
    País: España
    Duración: 85 min.
    Dirección: Iván Ruiz Flores
    Guión: Ana González Gutiérrez e Iván Ruiz Flores.
    Música:

    Jorge Granda.


    Intérpretes

    Blanca Portillo, Imanol Arias, David Blanka, Carlo D'Ursi, Carmen Esteban, Manuel Morón y Ana Wagener.

    Sinopsis

    Julia (Blanca Portillo) ha esperado toda su vida para poner fin a su labor como profesora de escultura y empezar a dedicarse a su vida y obra. Hoy ya puede hacerlo. Se acaba de jubilar. Su madre, Marina (Carmen Esteban), anciana nonagenaria, es una mujer golondrina. Vive un mes en casa de su hija Julia y el siguiente en la de su otro hijo, Juan (Manuel Morón). Asi´ lleva ya casi tres an~os. Hastiada por la situacio´n, y aprovechando la jubilacio´n de Julia, Esther (Ana Wagener), la esposa de Juan, decide que no se quedara´ ma´s en su casa. Julia se ve obligada entonces a dejar nuevamente sus anhelos en espera para quedarse al cuidado de su madre. Para ayudarle contratara´ a Miguel (Carlo D’Ursi), un experto cuidador, que se convertira´ adema´s en su confidente y su u´nico amigo. Pero la convivencia entre madre e hija adopta formas que Julia no es capaz de moldear. Atrapada en la nueva situacio´n, Julia tratara´ de encontrar una salida.

    Comentario

    Un drama intimista sobre la vejez y el paso del tiempo con una extraordinaria Blanca Portillo. Ópera prima de Iván Ruiz Flores muestra la historia de una mujer que cuando alcanza la jubilación se ve obligada a cuidar de su madre nonagenaria; la historia de una mujer que cuando puede regalarse tiempo a sí misma, se siente en la necesidad de dedicárselo a su madre. De una mujer que hace lo que debe y no lo que quiere. Que necesita del autoengaño y del engaño a los demás. Que busca su sitio y no lo encuentra. Una película única, muy esteticista, compuesta exclusivamente por planos fijos inspirados en el pictorialismo danés, y al mismo tiempo universal, que plantea preguntas muy importantes sobre ese momento de la vida en el que tenemos que asumir el rol de cuidadores de nuestros padres.