PASAPORTE PARA PIMLICO (1949)

    15
    Titulo original: Passport to Pimlico
    Año: 1949 (Reposición)
    País: Gran Bretaña
    Duración: 84 min.
    Dirección: Henry Cornelius
    Guión: T.E.B. Clarke
    Música: Georges Auric. Temas musicales: “La Guajira”; “I Don´t Want to Set the World On Fire”, interpretado por Jane Hylton; “The Sun Is Shining”; “Knees Up Mother Brown”; y “Chaos”.

    Intérpretes

    Stanley Holloway, Betty Warren, Barbara Murray, Paul Dupuis, John Slater, Jane Hylton, Raymond Huntley, Philip Stainton, Roy Carr, Sydney Tafler, Nancy Gabrielle, Malcolm Knight, Hermione Baddeley, Roy Gladdish, Frederick Piper, Charles Hawtrey, Margaret Rutherford, Stuart Lindsell, Naunton Wayne, Basil Radford, Gilbert Davis, Michael Hordern, Arthur Howard, Bill Shine, Harry Locke, Sam Kydd, Joey Carr Lloyd Pearson, Arthur Denton, Tommy Godfrey , James Hayter, Fred Griffiths, Grace Arnold, Paul Demel, Michael Brailsford, Michael Craig, Bernard Farrel, Richard Hearne, Arthur Lovegrove y John Owers.

    Premios

    Nominada al Oscar al Mejor Guión. Nominada al Premio BAFTA a la Mejor Película Británica.

    Sinopsis

    Unos niños se encuentran jugando en un solar de Pimlico, en Londres, cuando de repente estalla una bomba que se encontraba enterrada procedente de los bombardeos alemanes durante la Segunda Guerra Mundial. El estallido deja al descubierto un antiguo tesoro así como documentos según los cuales todos esos terrenos pertenecen al Gran Ducado de Borgoña. Esta revelación provoca un auténtico caos entre todos los habitantes del lugar que, a partir de ese instante se consideran poco menos que extranjeros en su propio barrio, lo hace que pequeña comunidad en medio de Londres, se proclame independiente e intente actuar como tal. El gobierno británico levanta unas aduanas “en la frontera”. Los vecinos de Pimlico responden eligiendo un Gobierno encabezado por el Conde Sebastien de Charolais (Paul Dupuis), descendiente del Duque de Borgoña y este se enamora rápidamente de Shirley (Barbara Murray), la hija del frutero Arthur Pemberton (Stanley Holloway). Cuando los “borgoñones” comienzan a pedir pasaportes en el Metro, el Gobierno británico cierra la frontera y corta el agua. Los habitantes de Pimlico intentan recuperarla. Cuando los suministros de alimentos de víveres y agua empiezan a escasear peligrosamente, nace una campaña de solidaridad con los “borgoñones”, Finalmente se llega a un acuerdo, por el que Pimlico accede a reincorporarse al Reino Unido y a entregar su tesoro al Gobierno a modo de depósito. Y en el barrio se celebra el día de la independencia.

    Comentario

    Una de las comedias más famosas de la productora británica Ealing de los años de posguerra, que firmó Henry Cornelius (“Genoveva”). Una película que explora la posibilidad de que un barrio londinense se declare independiente del resto del país, en virtud de un viejo documento encontrado por azar. El entorno en el que se desarrolla la historia es el barrio de Pimlico, una típica localización de la Productora Ealing, una comunidad pequeña y acogedora, casi un pueblo en medio de la ciudad, con su pub local, su tienda de pescado y patatas fritas y su cordial agente de policía.