MATTERHORN (2013)

    11
    Titulo original: Matterhorn
    Año: 2013
    País: Holanda
    Duración: 87 min.
    Dirección: Diederik Ebbinge
    Guión: Diederik Ebbinge
    Música: Temas musicales: "I Am What I Am", interpretado por Alex Klassen; y "This is My Life", interpretado por Alex Klassen

    Intérpretes

    Ton Kas, René van‘t Hof, Porgy Franssen, Ariane Schluter, Helmert Woudenberg, Elise Schaap, Alex Klaasen, Sieger Sloot, Renske de Greef, Michel Sluysmans, Ko Aerts, Lucas Dijker y Kees Alberts.

    Premios

    Premio Pilar Miró al Mejor Director Novel en la Semana Internacional de Cine de Valladolid (Seminci). Premio del Público y Premio de la Crítica en el Festival Internacional de Cine de Moscú)

    Sinopsis

    Fred (Ton Kas) tiene 54 años y lleva una vida rutinaria, solitaria y aburrida en la pequeña comunidad en la que reside. Viaja en autobús, acude a la iglesia con devota regularidad y todos los días, a las seis en punto de la tarde, cena su plato de carne con patatas y alubias verdes. De repente entra en su vida Theo (René van‘t Hof), un hombre con un comportamiento extraño que apenas habla y parece no tener a nadie, que altera por completo su ordenada existencia. Cuando Fred decide adoptarlo, desafía la rígida moral de sus vecinos y pone en riesgo su reputación, pero junto a Theo encuentra una motivación para enfrentarse a su pasado, abrirse al mundo y realizar viejos sueños.

    Comentario

    Un cuento sobre la realización personal, lleno de humanidad y también de un humor tan excéntrico como sofisticado que recuerda al mejor Kaurismäki. Una pequeña ópera prima del holandés Diederik Ebbinge que destaca por una gran solidez tanto en la dirección como en la escritura del guión. Ebbinge trata sutilmente temas universales a través de dos personajes tan lejanos a nosotros como profundamente entrañables, que cuentan con la compenetración total de dos grandes intérpretes como Ton Kas y René van‘t Hof. El resultado es tan hilarante como conmovedor, que juega a desconcertar al espectador y a la vez busca su complicidad para emocionarle.