MAPA DE LOS SONIDOS DE TOKIO

    11
    Titulo original: Map of the Sounds of Tokyo
    Año: 2009
    País: España
    Duración: 109 min.
    Dirección: Isabel Coixet
    Guión: Isabel Coixet
    Música: Temas musicales: Misora Hibari, Max Richter, Kraak & Smaak, y “One dove”, interpretado por Antony & the Johnsons.

    Intérpretes

    Rinko Kikuchi, Sergi López, Min Tanaka, Manabu Oshio, Takeo Nakahara, Hideo Sakaki y Jun Matsuo.

    Premios

    Seleccionada para la competición del Festival Internacional de Cine de Cannes. Nominada al Goya al Mejor Sonido.

    Sinopsis

    Ryu (Rinko Kikuchi) es una chica solitaria de aspecto frágil que contrasta con la doble vida que lleva: de noche trabaja en una lonja de pescado en Tokio y esporádicamente recibe encargos como asesina a sueldo. El señor Nagara (Takeo Nakahara) es un poderoso empresario que llora la muerte de su hija Midori que se ha suicidado, y culpa del suicidio a David (Sergi López), su novio, un español que posee un negocio de vinos en Tokio, la Vinidiana. Ishida (Hideo Sakaki), un empleado del señor Nagara que amaba a Midori en silencio, contrata a Ryu para que asesine a David… Ryi se pone en contacto con David, para conocer a su víctima antes de matarle, y se enamora de él. Como no puede cumplir su encargo, quiere devolver el adelanto del dinero recibido por el encargo, más una indemnización, a Ishida, pero este no acepta que renuncie. Mientras, David lleva a Ryu a un hotel con habitaciones con forma de vagón de metro, en el que el español se veía con su novia fallecia, cuyo suiciduo también le ha afectado, aunque no lo diga. Ishida, finalmente, decidirá tomar él mismo cartas en el asunto. Un ingeniero de sonido (Min Tanaka), obsesionado con los sonidos de la ciudad japonesa y fascinado por Ryu, es el mudo testigo de esta historia de amor que se adentra en las sombras del alma humana allá donde sólo el silencio es elocuente.

    Comentario

    Película de Isabel Coixet (“Mi vida sin mi”, “La vida secreta de las palabras”, “Elegy”) de imágenes fascinantes, en la que los sonidos, todo tipo de voces y ruidos, cobra una importancia fundamental. Es una historia de amor triste, en la que la ciudad, con sus gentes extrañas, sus rincones mágicos y sus insólitos lugares, como una habitación de hotel con forma de vagón de metro, funciona como tercer personajes. Es también la película más física de la directora, y la que más escenas de sexo muestra de toda su trayectoria. El catalán Sergi López y la japonesa Rinko Kikuchi (“Babel”) forman la pareja protagonista.