LOS PISTOLEROS DE ARIZONA

    16

    Jeff, empedernido jugador de suerte, gana un rancho en una partida de cartas a Gleen, quien no acepta la pérdida y, en un afán por recuperarse, es muerto por Jeff, pues éste es mucho más rápido con el revólver. Jeff se traslada a la ciudad Creek-Town, donde está situado el rancho Doble-G, encontrándose con la sorpresa de que sólo había ganado una parte del mismo, además de ser expulsado por la fuerza por sus socios Helen y David. Vuelve al pueblo y al denunciar el caso al abogado Dundee, éste le dice que deben esperar a que pase el juez por el pueblo, colocándole mientras tanto de matón en el salón de Jimmy, el negro. Después de varias peripecias se descubre que en realidad el jefe de la banda es el abogado, que muere acribillado a tiros por Estrella, encargada del salón, y el resto de la banda muerto por Jeff, el que, enamorado de Helen, logra ser correspondido por la joven, casándose ambos al final.