LOS PIRATAS DEL DIABLO (1964)

    Titulo original: The Devil-Ship Pirates
    Año: 1964
    País: Gran Bretaña
    Duración: 84 m.
    Dirección: Don Sharp
    Guión: Jimmy Sangster.
    Música:

    Gary Hughes.


    Intérpretes

    Christopher Lee, Barry Warren, John Cairney, Suzan Farmer, Michael Ripper, Duncan Lamont, Ernest Clark, Natasha Pyne, Philip Latham, Harry Locke, Andrew Keir, Charles Houston y Leonard Fenton.

    Sinopsis

    Cuando Felipe II soñaba con invadir y conquistar Inglaterra, un barco español llamado Diablo, que ha sido afectado por una tempestad ignorando que ha destruido a la Armada Invencible, y que ha quedado aislado del resto de la flota, busca refugio en el pequeño pueblo costero británico de Canwall para efectuar las reparaciones oportunas. Una vez en tierra firme el capitán Robeles (Christopher Lee) y su tripulación se enfrentará con los habitantes del lugar, tomando el control del pueblo, asolando la zona, haciendo creer a sus habitantes que la Armada Invencible sigue intacta y que Felipe II es el nuevo monarca de las islas. Acaban capturando a una de las muchachas del lugar como método para que todos los habitantes colaboren en las necesarias reparaciones que necesita el barco. Afortunadamente para los habitantes de Canwall, estos se saben defender por si mismos, contando además con la oportuna ayuda de uno de los miembros de la tripulación que decide abandonar el barco para ayudarles.

    Comentario

    Una de las mejores películas de aventuras de la Hammer con un estupendo Christopher Lee, aquí como el malvado capitán de un buque de la Armada Española que, siguiendo al mítico pirata Francis Drake, pone su barco y tripulación bajo el pabellón de la bandera negra de la calavera, asolando las costas inglesas. El guión de la película pertenece a Jimmy Sangster, uno de los grandes guionistas de la Hammer, más especializado en relatos de terror, que aquí da a Christopher Lee otro de sus antológicos personajes de villano que, aunque menos conocido, nada tiene que envidiar en sus felonías a sus creaciones sobre Drácula, el monstruo de Frankenstein o Fu-Manchú, que realizó también para la Hammer, antes y después de Los piratas del diablo. Tras la cámara Don Sharp, un director todo terreno que se ha sabido mover con aplomo y gran agilidad por los terrenos del cine de acción, aventuras y fantástico.