LA MUJER Y EL MONSTRUO (1954)

    21
    Titulo original: Creature from the Black Lagoon
    Año: 1954
    País: EE.UU.
    Duración: 79 min.
    Dirección: Jack Arnold
    Guión: Harry Essex y Arthur A. Ross
    Música: Joseph Gershenson

    Intérpretes

    Richard Carlson, Julie Adams, Richard Denning, Antonio Moreno, Nestor Paiva, Whit Bissell, Bernie Gozier, Henry A. Escalante, Ricou Browning, Ben Chapman, Perry Lopez, Sydney Mason y Rodd Redwing.

    Sinopsis

    Una expedición paleontológica descubre en la Amazonia una mano fosilizada que data del periodo devónico, la que según el Dr. Carl Maia (Antonio Moreno) es evidencia de un espécimen intermedio entre las criaturas terrestres y marítimas. Tras el descubrimiento, Carl visita a su amigo David Reed (Richard Carlson), un ictiólogo que trabaja para un instituto de biología marina. Ambos convencen al patrocinador del instituto, Mark Williams (Richard Denning), para que financie una expedición al lugar donde fue encontrada la mano, con el fin de buscar el resto del cuerpo de la criatura. Los científicos suben a bordo de un barco de vapor en dirección al lugar. El grupo de expedicionarios está compuesto por Carl, David y Mark, además de la novia de David, Kay Lawrence (Julie Adams), y otro científico, Edwin Thompson (Whit Bissell). Al llegar al campamento, descubren que los asistentes de Carl fueron asesinados. El capitán del barco, Lucas (Nestor Paiva), cree que fueron atacados por un jaguar. Sin embargo, lo que mató a los hombres de Carl fue una criatura humanoide de rasgos anfibios, perteneciente a la misma especie del fósil encontrado por los geólogos. Los científicos comienzan a excavar en el lugar donde fue hallado el fósil, pero no logran encontrar el resto del esqueleto. Mark decide abandonar la búsqueda, pero David cree que tal vez el resto del fósil cayó siglos atrás al río contiguo, siendo arrastrado por la corriente. Lucas les informa que el río desemboca en una laguna llamada «laguna negra», que está a algunos kilómetros del lugar. Los expedicionarios deciden seguir la teoría de David y se embarcan en dirección a la laguna, sin saber que la criatura que mató a los asistentes de Carl los está vigilando. La criatura sigue la embarcación hasta la laguna, interesado principalmente en la joven Kay. Al llegar al lugar, David y Mark bucean en búsqueda de rocas en el fondo de la laguna, para poder medir su antigüedad. Kay también decide nadar en las aguas de la laguna, siendo acechada por la criatura. Mientras sigue a la joven, el monstruo es atrapado por la red del barco, pero logra escapar. Los científicos examinan la red y descubren una de las garras de la criatura, lo que los alerta sobre su existencia. Mark y David bucean en la laguna en busca de la criatura. Mientras David quiere fotografiarla, Mark pretende cazarla para llevarla a la civilización. Al encontrarla, Mark entierra uno de sus arpones en el monstruo, pero la criatura logra escapar. Tras el ataque, el monstruo se venga matando a dos tripulantes del barco. Los científicos logran capturar al monstruo drogándolo con rotenona, y lo encierran en una jaula. Esa noche, la criatura escapa de la jaula y ataca a Edwin. El científico es rescatado por Kay, quien le arroja una lámpara de aceite a la criatura, que salta a la laguna para apagar las llamas de su cuerpo. David convence a los demás de irse del lugar antes de que ocurran más muertes, pero descubren que la entrada a la laguna fue bloqueada con ramas y troncos por el monstruo. Mientras David intenta remover los obstáculos, Mark es atrapado por la criatura, que lo lleva hasta el fondo de la laguna y lo mata. Tras esto, el monstruo rapta a Kay y la lleva a una caverna. David, Carl y Lucas siguen al monstruo y rescatan a la joven. Mientras Lucas y Carl disparan a la criatura con sus escopetas, David les dice que se detengan. El monstruo, malherido, huye y se interna en las profundidades de la laguna.

    Comentario

    La típica historia de terror de serie B -una expedición encuentra en el Amazonas un insólito ser anfibio que parece proceder de la época prehistórica. La componente femenina de dicha expedición, Kay Lawrence (Julie Adams),se convertirá en objeto de deseo del extraño monstruo - le sirve a Jack Arnold (“Escala en Tokio”, “El increíble hombre menguante”), gracias a su acertada atmósfera y ambientación, para conseguir un clásico del género. La película tuvo dos secuelas: “El regreso del monstruo” (1955), dirigida de nuevo por Jack Arnold; y “El monstruo vengador” (1956), dirigida por John Sherwood. La película ejerció una poderosa influencia en los inicios de Steven Spielberg: Los planos subacuáticos del monstruo observando a Julie Adams nadando en el lago influyeron en “Tiburón”. Además, el efecto de sonido que ilustra el rugido de la criatura fue utilizado por Steven Spielberg tanto en el final de “El diablo sobre ruedas” como en la mencionada “Tiburón”.