LA MAISON

    Titulo original: La maison
    Año: 2007
    País: Francia
    Duración: 95 min.
    Dirección: Manuel Poirier
    Guión: Manuel Poirier
    Música: Lhasa y Jean Massicotte

    Intérpretes

    Sergi López, Bruno Salomone, Bérénice Bejo, Barbara Schulz, Cécile Rebboah, Florence Darel, Luc Bernard, Guillaume De Tonquedec, Bastien Telmon, Sam Desarmegnin, Juliette Poirier, Léo Poirier, Tom Méziane, Julie Judd, Philippe Mangione, Christophe Laparra, Élodie Hesme, Jean-Marc Chesseret, Stéphane Semettre, Alain Dion, Fabien Kachev, Loïc Baylacq, Jean-Paul de Medeiros, Catherine Riaux, Vincent Damon, Samuel Poirier, Mathieu Vervisch, Lucia Bruxelle, Caroline Portes de Bon, Shakhnoza Torcq, Karine Houngbedji, Elodie Grigo, Vanessa Biel, Laïla Loan Kacemi, Sandra Marjanovic, Alexandra Rousseaux, Christelle Senechal, Eric Paradisi, Franck Neckebrock, Patrick Nogues, Philippe Escande, Gaspard Legendre, Marjorie Plaza, Valentin Nassonov, Alexis Roger, Anne Vimont, Violette Chavanne Vimont, Merlin Chavanne Vimont y Etienne Montiel.

    Premios

    Seleccionada para la Sección Oficial del Festival de Cine de San Sebastián

    Sinopsis

    Malo (Sergi López), padre de tres niños, está a punto de divorciarse. En un viaje con amigos, encuentra por casualidad una preciosa casa de campo en venta y decide visitarla. Dentro de la casa, descubre una carta escrita hace años por una niña a su padre. Conmovido y perplejo, Malo decide encontrar a los propietarios de la casa: dos hermanas treintañeras incapaces de conservar la casa de su infancia en la familia. Malo se enamora de Chloé (Bérénice Bejo), la más apegada a la casa. Enseguida se entera de que la casa va a ser subastada y decide comprarla para satisfacer el sueño de la niña…

    Comentario

    El franco peruano Manuel Poirier, director de “Western” (1997), “Te quiero” (2001) o “La curva de la felicidad” (2002), vuelve a contar con su actor fetiche, el español Sergi López, al que consagró internacionalmente en “Western”, en un melodrama sobre la familia en el que la auténtica protagonista es una hermosa casa de campo llena de historia.