EL PUENTE DE WATERLOO (1940)

    1480
    Titulo original: Waterloo Bridges
    Año: 1940
    Fecha de estreno en España: 16-03-1944
    País: EE.UU.
    Duración: 103 min.
    Dirección: Mervyn LeRoy
    Guión: S.N. Behrman, Hans Rameau y George Froeschel, basado en la obra de teatro homónima de Robert E. Sherwood.
    Música:

    Herbert Stothart.
    Temas musicales: «Swan Lake, Op.202, DE Pyotr Ilyich Tchaikovsky, «Smiles»; «It’s a Long, Long Way to Tipperary»; «Candlelight Waltz»; «Auld Lang Syne», intepretado por The King’s Men Quartet con The Candlelight Club; «Comin’ Thro’ The Rye»; «The Bonnie Banks O’ Loch Lomond»; «Let Me Call You Sweetheart»; «Das Lied vom Abschied», interpretado por Liselotte Malkowsky; «Valcikna Rozloucenou»; y «The Minstrel Boy».


    Intérpretes

    Vivien Leigh, Robert Taylor, Lucile Watson, Virginia Field, Maria Ouspenskaya, C. Aubrey Smith, Janet Shaw, Janet Waldo, Steffi Duna, Virginia Carroll, Leda Nicova, Florence Baker, Margery Manning, Frances MacInerney, Eleanor Stewart, Lowden Adams, Harry Allen, Jimmy Aubrey, Phyllis Barry, Colin Campbell, James Carlisle, Rita Carlyle, Leo G. Carroll, David Cavendish, David Clyde, Kathryn Collier, Frank Dawson, Connie Emerald, Gilbert Emery, Herbert Evans, Maria Genardi, Dick Gordon, Douglas Gordon, Denis Green, Ethel Griffies, Bobbie Hale, Winifred Harris, Halliwell Hobbes, Harold Howard, Charles Irwin, Bill James, George Kirby, Walter Lawrence, Eric Lonsdale, Wilfred Lucas, Dan Maxwell, James May, Florine McKinney, Charles McNaughton, Frank Mitchell, Edmund Mortimer, Leonard Mudie, Judith Nelles, Gordon Orbell, Tempe Pigott, John Power, Elsie Prescott, Jean Prescott, Clara Reid, Loretta Russell, Fred Sassoni, Paul Scardon, John Graham Spacey, Wyndham Standing, Harry Stubbs, William Tetley, Cyril Thornton, David Thursby, Norma Varden, Pat Welsh, Martha Wentworth, Frank Whitbeck, Eric Wilton, Robert Winkler y Douglas Wood.

    Premios

    Premios Oscar: Nominada a la Mejor Fotografía en blanco y negro y a la Mejor Música original.


    Sinopsis

    Después de que el Reino Unido declarara la guerra a Alemania en la Segunda Guerra Mundial, Roy Cronin (Robert Taylor), un coronel del ejército, le dice a su conductor que le lleve a la Estación de Waterloo en su camino hacia Francia. Se baja del coche y se queda en el puente brevemente para rememorar los eventos que ocurrieron durante la Primera Guerra Mundial, cuando se encontró con Myra Lester (Vivien Leigh), la chica con que había planeado casarse. La trama empieza cuando Roy contempla un amuleto de la suerte, un billiken que ella le había dado. Roy, el capitán del cuerpo de fusileros de Wrentwood, está de camino al frente. Al cruzar el puente de Waterloo para huir de un ataque aéreo, se encuentra fortuitamente con Myra, la ballerina. Los dos se avienen y establecen inmediatamente una buena relación entre ellos mientras buscan refugio. Myra le invita a ver la representación de ballet de aquella noche y Roy, como ya está enamorado de ella, ignora la cena obligatoria con su coronel y aparece en el teatro. Le envía una nota a Myra para que se encuentre con él después de la representación. Sin embargo, esta nota es interceptada por Madame Olga (Maria Ouspenskaya), la dueña tiránica de la compañía de ballet, quien prohíbe que Myra tenga relación con Roy. Al final, los dos se ven en un club nocturno donde pasan una noche romántica. Roy tiene que ir al frente y le propone matrimonio a Myra pero las circunstancias en tiempo de guerra les frustran el deseo de casarse inmediatamente. Roy le asegura que sus familiares cuidarían de ella cuando él esté fuera. Madame Olga se entera de la desobediencia de Myra y la despide de la compañía junto con su compañera bailarina Kitty (Virginia Field), quien le regaña por arruinar la felicidad de Myra. Las dos chicas comparten un piso pequeño y buscan el trabajo. La madre de Roy, Lady Margaret Cronin (Lucile Watson) planea ir a Londres para su primer encuentro con Myra. Mientras espera en un salón de té a Lady Margaret, que está llegando retrasada, Myra echó un vistazo al periódico y se desmaya al ver el nombre de Roy en la nómina de los muertos de la guerra. Aturdida por la tristeza, Myra está tomando un gran sorbo de coñac cuando aparece Lady Margret. Conteniéndose para no imformarle sobre esta horrible noticia, sus palabras banales e incoherentes sorprenden a su futura suegra, quien sale sin pedir una explicación. Myra, apenada, se vuelve enferma, y su amiga Kitty se convierte en prostituta para cubrir todos los gastos de las dos. Más tarde, Myra, que creía que Kitty estaba trabajando como bailarina, se entera de lo que realmente hace su amiga. Creyendo que ha enajenado a Lady Margaret y perdiendo las ganas de vivir, Myra, con el corazón roto, se dedica a la prostitución como su amiga para mantener a las dos. Un año después, mientras intenta atraer a los soldados de licencia que llegan a la estación de Waterloo, Myra atisba a Roy, que está vivo después de haber sido herido y detenido como prisionero de guerra. A Roy le parece una reconciliación jubilosa mientras a Myra, le parece agridulce. Esta pareja viaja a la finca de la familia en Escocia para visitar Lady Margaret, que deduce el malentendido que ha ocurrido en el salón de té. El tío de Roy, el Duque (C. Aubrey Smith), también acepta a Myra como esposa de su sobrino, sin embargo, su creencia de que ella nunca va a humillar a la familia le hace sentir culpable. Enfrentando la imposibilidad de un matrimonio feliz, a Myra no le queda más opción que romper el compromiso. Revela la verdad a Lady Margaret que siente compasión por ella. Como Myra cree que no merece casarse con Roy, deja una nota de despedida y vuelve a Londres. Cuando Roy va a Londres y con la ayuda de Kitty, la busca por todas partes a pesar de que durante este proceso descubre la verdad. Myra vuelve al puente de Waterloo y se siente tan deprimida que acaba con su vida tirándose hacia un camión que viene de frente. En la actualidad, el viejo Roy rememora este último gesto que Myra hizo para mostrar que él es su amor único. Mete el amueleto en un bolsillo de su abrigo, entra en el coche y parte.

    Comentario

    Segunda adaptación de una pieza teatral de Robert E. Sherwood, y uno de los trabajos del director todo terreno Mervyn LeRoy mejor recibidos por la crítica y el público. En las vísperas de la Segunda Guerra Mundial, un oficial británico de familia adinerada regresa a Londres. Allí recordará su juventud, en tiempos de la Primera Guerra Mundial, cuando se enamoró de una joven bailarina, justo antes de partir hacia el frente. Ambos se enamoran en el puente de Waterloo durante un ataque aéreo. Su amor será una de las víctimas de la guerra. Una película profundamente romántica y lacrimógena por la que no pasa el tiempo.