EL JUEGO DE LA VERDAD (1963)

0
EL JUEGO DE LA VERDAD (1963)

El cadáver de Juan Castro (Sami Frey) aparece en la arena de un tentadero con una puntilla clavada en la espalda. El juez de guardia (Carlos Lemos), cita en su despacho a los sospechosos, unos señoritos que han estado toreando de madrugada una vaquilla, y la madura Lucía (Madeleine Robinson) relata los hechos ocurridos el día anterior, que le llevan a cometer el crimen. Tras la llegada de su hija Marta Bernardo (Charlotte Lauret) del colegio inglés donde estudia, Lucía, que se ha peleado con su joven amante Juan Castro se reúne con su habitual grupo de amigos, los matrimonios formado por María Jesús (Ana Casares) y Pablo (Alberto Dalbes), Gonzalo (Guillermo Marín) y Vicky (Sandra Le Brocq), el torero retirado Manolo Segovía (Leo Anchoriz) y María (Maria Asquerino), además de los habituales extremeños Miguel (José Bódalo) y Eugenia (Mary Paz Pondal). El grupo va primero a la Venta de Vargas, donde se les une la bailaora Lola (Pilar Cansino) y el guitarrista Pepe (Agustín González), luego a casa del torero retirado donde juegan al juego de la verdad, más tarde a la de Lucía donde su hija Marta se une al grupo, y por último a un tentadero para que Manolo Segovia demuestre que que todavía sabe torear, pero allí Juan, que ha estado coqueteado con la bailaora Lola, trata de seducir a Marta, y Lucía, más por celos que por defender a su hija, lo mata.