EL GRAN DICTADOR

    Titulo original: The great dictador
    Año: 1940
    País: EE.UU.
    Duración: 125 min.
    Dirección: Charles Chaplin
    Guión: Charles Chaplin
    Música: Meredith Willson. Temas musicales: "Danza Húngara número 5" de Johannes Brahms; y "Preludio" de "Lohengrin", de Richard Wagner

    Intérpretes

    Charles Chaplin, Paulette Goddard, Jack Oakie, Reginald Gardiner, Henry Daniell, Billy Gilbert, Grace Hayle, Carter DeHaven, Maurice Moscovitch, Emma Dunn, Bernard Gorcey, Paul Weigel, Chester Conklin, Esther Michelson, Hank Mann, Florence Wright, Eddie Gribbon, Rudolph Anders, Eddie Dun, Nita Pike, George Lynn, Fred Aldrich, Richard Alexander, Sig Arno, William Arnold, Joe Bordeaux, Don Brodie, Hans Conried, Gino Corrado, John Davidson, Max Davidson, Lew Davis, Francis Ernest Drake, Pat Flaherty, Bud Geary, Sam Harris, Eddie Hart, Leyland Hodgson, William Irving, Charles Irwin, Ethelreda Leopold, Torben Meyer, Jules Michelson, Bert Moorhouse, Nellie V. Nichols, Manuel París, Jack Perrin, Lucien Prival, Cyril Ring, Henry Roquemore, Tiny Sandford, Hans Schumm, Harry Semels, Charles Sullivan, Carl Voss, Leo White y Harry Wilson.

    Premios

    Nominada al Oscar a la Mejor Película, al Mejor Actor Protagonista (Charles Chaplin), al Mejor Actor Secundario (Jack Oakie), al Mejor Guión Original y a la Mejor Música Original.

    Sinopsis

    Un barbero judío (Charles Chaplin), combatiente en la Primera Guerra Mundial, pierde la memoria al resultar herido. 20 años después vuelve al ghetto judío en el que vivía y se ve inesperadamente atacado por los esbirros de Adenoid Hynkel (Charles Chaplin), el dictador que se ha apropiado de su país y ha iniciado una campaña antisemita para distraer la atención del pueblo de sus problemas económicos. El barbero sólo encuentra afecto en Hannah (Paulette Goddard), una pobre huérfana de la que se enamora, pero consigue salvarse gracias a la ayuda de uno de los hombres de Hynkel, antiguo compañero de guerra suyo. Durante un recrudecimiento de la persecución, Hannah consigue huir al país vecino, pero los amigos son internados en un campo de concentración. Entre tanto, Hynkel consigue el apoyo del también dictador de Bacteria, Benzini Napoloni (Jack Oakie), para conquistar la hegemonía del mundo y prepara la ofensiva. Para disimular la proximidad del ataque, Hynkel sale a cazar patos. Al sufrir un accidente, la policía le toma por el barbero (sosías del perfecto dictador), que se había evadido, y lo detiene. A su vez, el barbero ocupa el puesto de Hynkel y pronuncia un discurso de fraternidad entre los hombres y esperanza en el mundo futuro, que ve encarnado en Hannah.

    Comentario

    Al comienzo de la Segunda Guerra Mundial, cuando EE.UU. todavía permanecía neutral, Charles Chaplin decide atacar las dictaduras imperantes en Europa con su mejor arma, el cine. Una sátira deliciosa, cargada de ironía y mordacidad, inspirada en la figura de Adolfo Hitler. Chaplin abandona su tradicional personaje de Charlot para interpretar a un doble personaje: un barbero judío, que pierde la memoria a su regreso de la primera guerra mundial, pero que la recobra encontrando que su establecimiento está en pleno ghetto judío, y a un dictador histérico, Adenoid Hynkel, su perfecto sosías, que siembra el terror en el país. Este barbero, con la ayuda de la chica a la que quiere, se dispone a resistir contra las SS que amenazan, envalentonadas, a los honestos y humildes comerciantes judíos del ghetto. Podría parecer que la película, con el paso del tiempo hubiese perdido parte de sus cargas de profundidad. No es así. Baste recordar que en España estuvo prohibida y no se pudo estrenar hasta que Franco murió, casi 40 años después de su estreno.