EL GRAN DESPILFARRO

    Titulo original: Brewster's Millions
    Año: 1985
    País: EE.UU.
    Duración: 96 min.
    Dirección: Walter Hill
    Guión: Herschel Weingrod, Timothy Harris, basado en la novela de George Barr McCutcheon.
    Música: Ry Cooder. Tema musical: In the Nick of Time, interpretado por Patti LaBelle.

    Intérpretes

    Richard Pryor, John Candy, Lonette McKee, Stephen Collins, Jerry Orbach, Pat Hingle, Tovah Feldshuh, Hume Cronyn, Joe Grifasi, Peter Jason y David White.

    Sinopsis

    Brewster (Richard Pryor) es un jugador de béisbol de las ligas menores que resulta heredero de un pariente millonario al que no conocía. Pero el testamento tiene una condición, que servirá para saber si Brewster comprende el valor del dinero. Según dicha condición, Brewster tendrá que derrochar treinta millones de dólares en un mes sin poder contar a nadie la razón que le lleva a despilfarrar, y gastar el dinero en cosas inútiles, no pudiendo invertir en bienes materiales y sin poder poseer al final de ese tiempo absolutamente nada de lo que haya gastado el dinero. Del éxito de esta prueba depende que después pueda heredar trescientos millones de dólares.

    Comentario

    Aunque el director Walter Hill es más dado a las películas de acción (Danko: calor rojo, Geronimo: una leyenda, Calles de fuego, Límite: 48 horas, Forajidos de leyenda, Los amos de la noche) aquí, que dirige la séptima versión cinematográfica de la novela del mismo nombre de George Barr McCutcheon, se decanto por la comedia. En El gran despilfarro Hill, inspirándose en las fábulas optimistas de Frank Capra y remedando la tradición enloquecida de las screwball comedy, pone la cámara al servicio de dos cómicos tan difícilmente provocadores de ilusión como Richard Pryor y John Candy, ambos ya desaparecidos. De las adaptaciones de la novela de George Barr McCutcheon, llevadas al cine anteriormente, la más popular en España se tituló Mi novio está loco (1945) del director Allan Dwan, con Dennis O’Keefe en el papel principal.