EL DIPUTADO (1978)

    57
    Titulo original: El diputado
    Año: 1978
    País: España
    Duración: 104 min.
    Dirección: Eloy de la Iglesia
    Guión: Gonzalo Goicochea y Eloy de la Iglesia
    Música: Antonio Vivaldi, Víctor Manuel y Manuel Gerena.

    Intérpretes

    José Sacristán, Mª Luisa San José, José L. Alonso, Ángel Pardo, Agustín González, Juan Antonio Bardem, Queta Claver, Enrique Vivo, Fabián Conde,

    Sinopsis

    Roberto Orbea (José Sacristán), militante clandestino de un partido de izquierdas durante le época franquista, es elegido diputado en las elecciones de 1.977. En el momento más importante de su carrera política y cuando está a punto de ser nombrado Secretario General de su partido, un grupo de extrema derecha le prepara un chantaje aprovechándose de su personalidad homosexual, y preparándole inclusive un joven amante. Los planes del grupo derechista están a punto de fracasar porque la relación erótica entre el diputado y el jovencito se transforma en un auténtico amor, que incluso es aceptado por la esposa de Roberto (María Luisa San José). Ante estas circunstancias, los derechistas no tienen más opción que matar al amante y tratar de involucrar en el escándalo al diputado. En el Congreso del partido, vísperas de las elecciones municipales, Roberto Orbea se encuentra ante la alternativa o de confesar su homosexualidad y correr el riesgo de que su propio partido (de izquierdas en su ideología y reaccionario en el forma de plantear la libertad sexual), le rechace, o aceptar la propuesta de los chantajistas. Cantando La Internacional y recordando los años de lucha, Roberto Orbea decide asumir públicamente, pese al riesgo que ello supone, su condición de homosexual.

    Comentario

    Una de las películas más audaces de un director particularmente corrosivo, Eloy de la Iglesia ("La estanquera de Vallecas", "Los novios búlgaros"), donde plantea un tema común en su cine, la reivindicación de la homosexualidad en un contexto político de izquierdas, mostrando la dualidad del personaje protagonista, un diputado de la primera legislatura de la democracia de un partido de izquierdas que muy bien podría ser el PCE, conjugando sus dos aspectos, el lado público y el lado privado. Es de destacar que utilizó, con fines desmitificadores, a la pareja artística característica de las comedias de la llamada tercera vía, José Sacristán y María Luisa San José.