EL DETECTIVE

    Titulo original: The detective
    Año: 1968
    País: EE.UU.
    Duración: 114 min.
    Dirección: Gordon Douglas
    Guión: Abby Mann, basado en una novela Roderick Thorp.
    Música: Jerry Goldsmith.

    Intérpretes

    Frank Sinatra, Lee Remick, Ralph Meeker, Jack Klugman, Horace McMahon, Lloyd Bochner, William Windom, Tony Musante, Al Freeman Jr., Robert Duvall, Pat Henry, Patrick McVey, Dixie Marquis, Sugar Ray Robinson, Renée Taylor, James Inman, Tom Atkins, Jacqueline Bisset, Jose Rodriguez, Ted Beniades, Mark Dawson, James Dukas, Jan Farrand y Don Fellows.

    Sinopsis

    El detective de la policía, sargento John Leland (Frank Sinatra), investiga el asesinato de un adinerado homosexual, por el que es condenado un psicólogo llamado Félix (Tony Musante). A la vez, Leland recuerda las dos rupturas que provocaron que dejase de creer en la sociedad en la que vive: un caso de corrupción policial y la ninfomanía de Karen (Lee Remick), su mujer, de la que acaba separándose por este motivo. Ascendido a teniente por su éxito en la detención y posterior confesión de Félix, Joe Leland investiga, dos años después, el suicidio de un rico empresario, llamado Colin MacIver (William Windom), que tiene visos de asesinato. En el transcurso de sus pesquisas descubre que Colin Mac Iver fue en realidad el asesino del homosexual, y una oscura trama, oculta bajo la denominación de Arco Iris, en la que están implicados políticos, hombres de negocios y miembros de importantes confesiones religiosas y cuyo objetivo es la especulación en la compra y venta de terrenos. Joe revela a la prensa el error cometido por él mismo, deja al descubierto la trama mafiosa y, finalmente, abandona la policía al descubrir que no puede mejorar la situación y que se encuentra también contaminado por la corrupción que le rodea.

    Comentario

    Una de las mejores películas de serie negra de la década de los 60, escrita por Abby Mann, un hombre que había sufrido la represión mccarthista de La caza de brujas, que incide en la tendencia iniciada un año antes en Brigada homicida en la crítica social, el pesimismo y en mostrar desde una perspectiva nada halagadora, de la actuación de la policía. Es la tercera película que protagonizó Frank Sinatra con dirección de Gordon Douglas, tras Hampa dorada y La mujer de cemento. La película se divide en dos partes casi simétricas, mostrando a un sargento de detectives de la policía, tanto a través de su vida privada como en las investigaciones criminales que realiza cumpliendo su trabajo.