DON QUIJOTE CABALGA DE NUEVO (1973)

    135
    Titulo original: Don Quijote cabalga de nuevo
    Año: 1973
    País: España - México
    Duración: 140 min.
    Dirección: Roberto Gavaldón
    Guión: Carlos Blanco, inspirado en la obra "El ingenioso hidalgo Don Quijote de la Mancha", de Miguel de Cervantes
    Música: Waldo de los Ríos.

    Intérpretes

    Mario Moreno “Cantinflas”, Fernando Fernán Gómez, María Fernanda D'Ocón, Paca Gabaldón, Ricardo Merino, Emilio Laguna, Laly Soldevila, José Orjas, Valentín Tornos, Alberto Fernández, María Luisa Ponte, Serafín García Vázquez, Valeriano Andrésm Rafael Hernández, Manuel Alexandre, Luis Morris, Agustín González, Diana Lorys, Javier Escrivá y Vicente Escrivá.

    Sinopsis

    Ya hace tiempo que Don Quijote (Fernando Fernán Gómez) y Sancho Panza (Mario Moreno “Cantinflas”) recorren la Mancha. Ya pasó lo de los molinos, las ovejas, los pellejos de vino, y hubo palizas y pedradas a mantas. Y ahora están en un altozano mirando anhelantes el correr de un coche, donde, según Don Quijote, va secuestrada una bellísima princesa. Y no está dispuesto a consentir tal canallada. Don Quijote ataca valerosamente. Pone en fuga al cochero y hace salir a la bellísima princesa. Pero la princesa jura y perjura que es un notario de Madrid. Y siguen las aventuras de Don Quijote y Sancho. En la venta de El Zurdo, con unos cómicos de la lengua. Hasta que les encuentran unos duques que les invitan al castillo y nombran gobernador a Sancho. Pero el bachiller Sansón Carrasco (Ricardo Merino) está empeñado en volver cuerdo a Don Quijote. Y casi lo consigue si no es porque Sancho, con lágrimas en los ojos, y después de haber abandonado Barataria, se lo impide. Y Don Quijote y Sancho siguen cabalgando.

    Comentario

    Tan preñada de posibilidades como difícil de adaptar al cine, la novela de Cervantes sigue siendo buen material para que cualquier tipo de actor se atreva a introducirse en el pellejo de uno de sus personajes. La presente versión recurre al héroe cervantino como pretexto para que Cantinflas pueda ejercer de Sancho Panza, pero el cómico no consigue borrar al Quijote de Fernán Gómez. Del duelo entre ambos protagonistas sale una versión divertida de la genial novela.