CRÍMENES DE AMOR

    43
    Titulo original: Love crimes
    Año: 1992
    País: EE.UU.
    Duración: 90 min.
    Dirección: Lizzie Borden
    Guión: Allan Moyle y Laurie Frank, basado en una historia de Allan Moyle
    Música: Graeme Revell. Temas musicales: "Yodelling in the valley", interpretado por Patrick Bergin; y "Simple Gifts", interpretado por Sean Young y Danielle Shuman

    Intérpretes

    Sean Young, Patrick Bergin, Arnetia Walker, James Read, Ron Orbach, Fern Dorsey, Tina Hightower, Donna Biscoe, Danielle Shuman, David Shuman, Rebecca Wackler, Jill Jane Clements, Roe Sabordo, Sarah Bork, Dianne Butler, Kate Rodger, Linda Duden Thompson, Tasha Auer, Dayna Louise Backwell, Scott Kerr, Gary Bullock, Yolanda Asher, Peter Staniunas, Jim Harley, Bob Banks, Johnson Taylor, Adrian Roberts, Bob Hannah, Hurley Daughtrey, Tom Rowan, Dennis Norton, Sonny Shroyer, Jimmy Meyers, L. Warren Young, Carl Bates, Charles Cheek, Joani Yarbrough, Jodi G. DuFresne, Taylor Vickers, John Hambrick, Scott W. Leftridge, Jonjo Mayo, Lonnie R. Smith Jr., James Mayberry, Leah Morgan, Wayne Shorter, Ronnie Free, Jo Jones y Ben Tucker.

    Sinopsis

    David Hanover (Patrick Bergin) se dedica a la caza de mujeres. Se hace pasar por fotógrafo famoso y convence a sus conquistas para hacerles fotos eróticas. David se aprovecha de ellas física y financieramente. A las mujeres les cuesta presentar cargos puesto que se sienten, de alguna manera, satisfechas de su relación con el conquistador. Pero cuando descubren que el engaño empieza a tener dimensiones, deciden unirse y demandarle. Dana Greenaway (Sean Young), la implacable ayudante del fiscal del distrito, se ocupa del caso y decide tenderle una trampa: ella misma se va a convertir en el cebo del hábil casanova. Cuando le encuentra, sus relaciones con él no transcurren como ella suponía.

    Comentario

    La directora feminista Lizzie Borden realiza una película en la que bajo las coordenadas habituales del thriller erótico, busca dar la vuelta a la historia y llevarla a su terreno. Fue una película que tuvo numerosos problemas surgidos entre productores y directora, y en los que también intervino su protagonista femenina, Sean Young ("Blade Runner"). Una fiscal que busca pruebas para inculpar a un individuo que, haciéndose pasar por un fotógrafo profesional, ha humillado y violado a varias mujeres, decide entrar en contacto con él, convirtiéndose en cebo.