COSI RIDEVANO

    27
    Titulo original: Cosi ridevano
    Año: 1998
    País: Italia
    Duración: 124 min.
    Dirección: Gianni Amelio
    Guión: Gianni Amelio, Daniele Gaglianone, Lillo Iacolino y Alberto Taraglio.
    Música: Franco Piersanti

    Intérpretes

    Francesco Giuffrida, Enrico Lo Verso, Rosaria Danzè, Fabrizio Gifuni, Claudio Contartese, Domenico Ragusa, Simonetta Benozzo, Pietro Paglietti, Corrado Borsa, Barbara Braga, Calogero Caruana, Edoardo Ciciriello, Valerio Contartese, Iolanda Donnini, Erika Doria, Pierfranco Ghisleni, Massimo Greco, Giovanni Leoni, Renato Liprandi, Antonio Madaro, Patrizia Marino, Roberto Marzo, Luigi Mauro, Francesca Monchiero, Domenico Mungo, Davide Negro, Fabrizio Nicastro, Giorgio Pittau, Antonino Prestipino, Salvatore Refano, Vittorio Rondella, Rossana Rovere, Giuseppe Sangari, Giorgia Scuderi, Paolo Sena, Giuliano Spadaro, Ileana Spalla, Nanni Tormen, Irene Vistarini, Pasqualino Vona, Giuseppe Zarbano, Clara Droetto y GianNicola Resta.

    Premios

    León de Oro, Premio a la Mejor Fotografía y Mención Especial al Premio Sergio Trasatti en el Festival Internacional de Cine de Venecia

    Sinopsis

    A finales de los años cincuenta, Giovanni (Enrico Lo Verso) emigra de su Sicilia natal a Turín, donde ya se encuentra su hermano menor Pietro (Francesco Giuffrida) estudiando, en busca de una vida mejor. Giovanni, que es analfabeto, trabaja muy duro con único objetivo: poder pagar los estudios de su admirado hermano, esperando que éste aproveche la oportunidad para labrarse un buen porvenir, adquiera a través de los libros la cultura que él no tiene y consiga llegar a ser maestro. Sin embargo, a Pietro no le gusta nada estudiar y probablemente sea el peor alumno de la escuela. Él preferiría ponerse a trabajar, pero le sabría mal decepcionar a Giovanni, a quien considera una buena persona. Un crimen inesperado sacará a relucir las verdaderas personalidades de ambos hermanos y el sentido de su relación.

    Comentario

    El italiano Gianni Amelio (“Lamerica”, “Niños robados”), aborda las décadas de los cincuenta y sesenta en Italia sin ningún tipo de nostalgia o retórica, más bien desde una profunda emoción de la que no está exenta la ironía y cierto distanciamiento. Es una especie de puente sentimental entre dos generaciones para comprender mejor las contradicciones de unos jóvenes cargados de ilusiones que marcaron el inicio del estado del bienestar. Enrico Lo Verso y Francesco Giuffrida dan vida a los dos hermanos inmigrantes embarcados en una fantástica y obsesiva utopía cultural, que van cambiando al tiempo que cambia un país en el que incluso el sueño de progresar a través del conocimiento se acabará perdiendo irremediablemente. La película obtuvo el León de Oro y el Premio a la Mejor Fotografía en la Mostra Internacional de Cine de Venecia en 1998.