BODY COUNT

    8
    Titulo original: Body count
    Año: 1997
    País: EE.UU.
    Duración: 85 min.
    Dirección: Robert Patton-Spruill
    Guión: Theodore Witcher
    Música: Curt Sobel. Temas musicales: "Body Electric"; "Drivetime”; "Jingle Bell Swing"; "Tough Guy”, interpretado por Tim Devine; "Exit Five", interpretado por Fonda; "Beached”, interpretado por Lint; y "Power War", interpretado por Lint

    Intérpretes

    David Caruso, Linda Fiorentino, John Leguizamo, Ving Rhames, Donnie Wahlberg, Forest Whitaker, Michael Corrigan, Richard Fullerton, Deacon Dawson, Rebecca Koon, Juliet Poe, James Spruill, Terry Loughlin, Duke Ernsberger y Bill Roberson.

    Sinopsis

    Crane (Forest Whitaker), el jefe de una banda de ladrones integrada por Hobbs (David Caruso), Chino (John Leguizamo) Pike (Ving Rhames) y Booker (Donnie Wahlberg), traza un plan para asaltar el museo de arte de Boston y hacerse con un botín que les permita retirarse de esta peculiar profesión para el resto de sus días. Sus planes, sin embargo, se ven frustrados por su extremada ambición y la desconfianza existente entre ellos. Sin embargo durante el robo, Chino, uno de los delincuentes, hace saltar una alarma que alerta a la policía. Durante la huída, Crane recibe un disparo, y la banda deberá seguir su camino sin él. Con la policía pisándoles los talones, emprenden un viaje hacia Miami, lugar establecido para la entrega y cobro del botín. Por el camino conocerán a Natalie (Linda Fiorentino), una sensual mujer que les complicará aún más las cosas, ocasionándoles más problemas de los que ya tienen, y será el origen del enfrentamiento entre los compañeros de este singular viaje.

    Comentario

    Una intriga de acción sobre unos ladrones de un museo a los que una mujer les pondrá las cosas muy difíciles, de excelente reparto: David Caruso (“Oficial y caballero”), Linda Fiorentino (“Hombres de negro”, “La última seducción”), Ving Rhames, (“Misión imposible”), Forest Whitaker (“El último rey de Escocia”) y John Leguizamo entre otros. Linda Fiorentino, en la línea de sus habituales trabajos de mujer fatal, es aquí una mujer con la que se encuentran los ladrones en su huida, tras dejar atrás a su jefe malherido, que les ocasionará más problemas de los que ya tienen, y será el origen del enfrentamiento entre los compañeros de este singular viaje. La película la dirigió Robert Patton-Spruill, que venía del cine independiente, con 25 años.