800 BALAS (2002)

    Titulo original: 800 balas
    Año: 2002
    Fecha de estreno en España: 11-10-2002
    País: España
    Duración: 120 min.
    Dirección: Álex de la Iglesia
    Guión: Álex de la Iglesia y Jorge Guerricaechevarría
    Música:

    Roque Baños


    Intérpretes

    Sancho Gracia, Ángel de Andrés López, Carmen Maura, Eusebio Poncela, Luis Castro, Manuel Tallafé, Enrique Martínez, Luciano Federico, Eduardo Gómez, Terele Pávez, Ramón Barea, Cesáreo Estébanez, Eduardo Antuña, Gracia Olayo, Berta Ojea, Yoima Valdés, Ane Gabarain, Alfonso Torregrosa, Arantxa Silvestre. Juan Viadas, Pablo Pinedo, Francisco Aguilar, Julio Alonso, Javier Aranda, Javier Bustamante, Fernando Casado Rosa, Lucia Castillo, Begoña Cruz, Ramón G. del Pomar, Juan José Exposito Ferrer, Tito García, Agustín Gómez Marín "El Titi”), Héctor Gómez, Artemy Guillén, Mercedes Guillot, Juan-Jo Lezamiz, Jorge Otero Garcia “Harold”, Juanma Pagazaurtundua, Lola del Pino, Carolo Ruiz, Paul Vega y Biaffra.

    Premios

    Goya a los Mejores Efectos Especiales. Nominada al Goya al Mejor Actor Principal (Sancho Gracia), al Mejor Montaje y a la Mejor Música Original.
    Nominada al Premio del Círculo de Escritores Cinematográficos al Mejor Montaje


    Sinopsis

    Almería, desierto de Tabernas, año 2002. Texas Hollywood es un polvoriento poblado del Oeste donde hace ya décadas que no se ruedan películas. Allí malvive Julián (Sancho Gracia), un veterano especialista de cine que está de vuelta de todo. Con él trabajan otros marginados y nostálgicos sin remedio: Cheyen (Ángel de Andrés), el pistolero cobarde; Manuel (Manuel Tallafé), el doble temerario; Arrastrao (Enrique Martínez), el jinete sin suerte; Ahorcado (Eduardo Gómez), el colgado triste; Enterrador (Luciano Federico), el italiano gafado; Don Mariano (Ramón Barea), el dueño del poblado… y media docena de gitanos disfrazados de indios. Se ganan la vida recreando patéticas escenas de acción para los escasos turistas guiris que visitan la zona. De la noche a la mañana, la vida de estos pobres diablos da un vuelco de ciento ochenta grados con la aparición de Carlos (Luis Castro), un niño que asegura ser nieto de Julián. Mientras Rocío (Terele Pávez), la abuela del crío, se desespera en su chalet de dos plantas, la madre, Laura (Carmen Maura), una ejecutiva agresiva, decide enfrentarse a los fantasmas del pasado con el apoyo incondicional -e interesado- de su socio Scott (Eusebio Poncela), un tiburón de las finanzas. A partir de ese momento, las heridas mal cicatrizadas se combinan con la especulación inmobiliaria en una tormenta tragicómica de imprevisibles consecuencias.

    Comentario

    Alex de la Iglesia se produjo él mismo este homenaje a cuantos, en la España de los 60 y 70, trabajaron en los spaghetti-western que se rodaron en el desierto de Almería, y que ahora subsiste a costa de los pocos turistas que se pierden en el lugar, para los que estos especialistas han preparado un espectáculo con duelos, persecuciones, ataques indios y jinetes. Con el habitual punto violento de todas las películas de este director, muestra como un muchacho se escapa de su madre, una yuppie solo preocupada por el dinero, para ir en busca de su abuelo, especialista de cine en su momento y que sigue viviendo en el poblado del oeste construido en Almería.