El actor y guionista francés Jean-Pierre Bacri ha fallecido este lunes 18 de enero a causa de un cáncer a los 69 años. Bacri, figura del teatro y el cine francés, ocupó un lugar destacado entre el público por sus papeles de antihéroe desilusionado pero profundamente humanos. Había escrito varias obras de teatro y películas con Agnès Jaoui, su esposa y colaboradora habitual. Juntos trabajaron en «Para todos los gustos» (2000).

El que fuera el debut a la dirección de ella fue también la traducción a la pantalla de un guión tan agudo como barroco escrito a cuatro manos e interpretado a dos cuerpos que definió a la perfección los avatares de la incomunicación y el amor. Una mirada del desencanto tan burguesa como encantadora. Volvieron a trabajar juntos en «Como una imagen» (2004) entre otras películas.

En 1987 actuando en la obra de teatro «La fiesta de cumpleaños» de Harold Pinter, fue donde conoció a la actriz Agnès Jaoui. A partir de entonces iniciaron una relación afectiva y de colaboración artística que se extendió por más de tres décadas. Aunque la relación sentimental finalizó en 2012, su relación artística con Agnès Jaoui había proseguido hasta la actualidad. A lo largo de su carrera ganó cinco premios César, cuatro de ellos en la categoría de mejor guion original o adaptación, por películas que escribió junto a Jaoui, y uno en la categoría de mejor actor secundario, por su trabajo en «On connaît la chanson» (1997).