El actor estadounidense Carl Weathers, conocido por interpretar a Apollo Creed en la saga «Rocky» y más recientemente por su personaje de Greef Karga en la serie «The Mandalorian», del universo Star Wars, ha muerto este jueves 1 de febrero a los 76 años de edad.

«Murió pacíficamente mientras dormía. Carl fue un ser humano excepcional que vivió una vida extraordinaria», dice el comunicado difundido por la familia. «A través de sus contribuciones al cine, la televisión, las artes y los deportes, ha dejado una marca indeleble y es reconocido mundialmente y a través de generaciones. Fue un querido hermano, padre, abuelo, socio y amigo», dice el texto.

Se desconoce la causa del fallecimiento de Weathers, que ha estado trabajando hasta hace muy poco tiempo en producciones de primer nivel, como la citada «The Mandalorian». En sus inicios fue una famosa estrella del fútbol americano en San Diego State, jugó con los Oakland Raiders con gran éxito y se retiró del deporte en 1974 para dedicar toda su atención a su objetivo: ser un verdadero actor.

El papel más conocido de Weathers fue el de Apollo Creed, villano en «Rocky», regresó en la segunda película y se quedó como un personaje fijo en las cuatro primeras de la serie. Creed pasó a ser el principal aliado de Rocky Balboa (Sylvester Stallone), a entrenarlo y a finalmente morir a manos del despiadado boxeador soviético Ivan Drago (Dolph Lundgren).

Posteriormente, trabajó en cintas de acción como «Depredador», donde Weathers, que fue jugador profesional de fútbol americano, lucía bíceps junto a otra leyenda de los blockbusters de los 90, Arnold Schwarzenegger. Weathers deja dos hijos.