J.C. Chandor («Craven el cazador»), quiere convertir la película «La conversación», de francis Ford Coppola, en una serie. Chandor ha mostrado siempre una afinidad total por el Nuevo Hollywood de los años 70, algo que terminó de confirmar con «El año más violento». Y sin embargo, el 30 de agosto llega su película de superhéroes «Craven el cazador».

«Kraven el Cazador», protagonizada por Aaron Taylor-Johnson y Ariana DeBose, se centra en un enemigo histórico de Spider-Man y fue retrasada todo un año por la huelga de actores y guionistas de 2023, y ya se encuentra involucrado en un proyecto que quizá le haga más ilusión: un remake con forma de serie de televisión de «La conversación». «Francis Ford Coppola rodó esta película entre «El padrino» y «El padrino: Parte II», situando a Gene Hackman (hoy disfrutando de una feliz jubilación) como protagonista junto a rostros como John Cazale o Harrison Ford», recuerda Chandor.

«La conversación» fue un film enormemente celebrado. Ganó la Palma de Oro en el Festival de Cannes, y posteriormente fue nominada a tres Oscar: Mejor película, Mejor guion original y Mejor edición de sonido para el legendario Walter Murch. Es todo un clásico de la época, y Chandor se ha propuesto convertirlo en una serie. Será el principal productor mientras Erin Levy («Mad Men» o Mindhunter) ejerce de showrunner. La productora de Chandor, CounterNarrative, está detrás, y se ha asociado con American Zoetrope (el sello de Coppola, que aguarda el estreno de «Megalópolis·) para ello.

La serie, según IndieWire, aún no tiene cadena o plataforma. En un principio se dijo que iba a ser una miniserie, pero parece que la idea es que pueda continuar indefinidamente. También se sugirió que iba a ser Aubrey Plaza quien sucediera a Gene Hackman, y aunque eso no está confirmado sí parece que la intención de Chandor es cambiar el género del protagonista.

La sinopsis oficial asegura: “Basada en la película seminal de Francis Ford Coppola de 1974, «La conversación» sigue a Harry Caul, una especialista en vigilancia obsesionada con la privacidad, que se ve envuelta en un misterio de espionaje corporativo más grande de lo que nunca imaginó. A medida que se adentra en él, la vigilante se convierte en vigilada, y tendrá que salir de su vida solitaria y establecer las relaciones personales que ha estado evitando para encontrar respuestas y salvarse a sí misma”.