logotipo
Wednesday, July 17, 2019
                   
   Minimize

Teatro | Crítica | 23/02/2019

TRATADO DE CONVENIENCIAS
La obra “Entre bobos anda el juego” se ha estrenado en el Teatro de La Comedia de Madrid

“Entre bobos anda el juego” es una comedia “descacharrante”, como alguien la ha definido, de Francisco Rojas Zorrilla, un autor del Siglo de Oro de cierto perfil canalla, como asegura Eduardo Vasco, director de este montaje divertido y con un transfondo eminentemente crítico. Una puesta en escena con excelentes intérpretes en la sede de la Compañía Española de Teatro Clásico.

entrebobosandaeljuego2.jpgArturo Querejeta es un veterano de las tablas, con una manera sensacional de decir el verso y una fuente inagotable de registros dramáticos. Últimamente ha encarnado a un cruel, frío, temible y dolorido Ricardo III (Shakespeare); a un sosegado, tímido y reflexivo Azorín –en el monólogo “La Ruta de Don Quijote”-; y en “Entre bobos anda el juego”, la obra de Rojas Zorrilla que se acaba de estrenar en el Teatro de La Comedia de Madrid, encarna a un criado burlón, siempre dispuesto al guiño con las mujeres, y permanentemente sorprendido por la historia de amores y matrimonios de conveniencia en la que se halla inmerso. Eduardo Vasco, director de “Entre bobos…”, acentúa en el montaje el perfil canalla que él, un consumado experto en el Siglo de Oro, observa en la obra de Rojas Zorrilla. Los personajes de esta comedia desenvainan con facilidad la espada, o incluso esgrimen la navaja si es menester, el afilado metal siempre, como mejor forma de hacer entender sus argumentos. Rojas Zorrilla murió a los 40 años en un lance callejero, atravesado de lado a lado por una espada, y hay quien asegura que tan dramática a la vez que literaria muerte se debió a una venganza por unas letrillas satíricas que había escrito. Nunca se sabrá la dimensión que habría alcanzado la obra de Rojas Zorrilla de haber continuado escribiendo teatro. De todos modos, la comedia “Entre bobos anda el juego”, estrenada en 1645 en Madrid, se ha representado continuamente desde que fue escrita.

La pieza plantea los enredos y equívocos que surgen ante el matrimonio de conveniencia del personaje que interpreta Isabel Rodas con Don Lucas del Cigarral, un figurón, un tipo rico –tiene 6.000 ducados-, y tan encantado de conocerse como necio, un personaje perfectamente extrapolable a los tiempos actuales, sobre todo al contexto de la política, como ha dicho Eduardo Vasco, pero para estas críticas, según su confesión, hay que resguardarse en obras del siglo áureo, porque si se formulan sobre alguien actual cabe el riesgo de terminar “enchironado”. Don Lucas del Cigarral, muy bien interpretado por José Ramón Iglesias, advertirá al padre de la joven: “El amor se acaba pronto, pero no la necesidad”. Y el padre tratará de reconducir la voluntad de su hija, enamorada de otro hombre, valiente pero sin un real, con esta reflexión: “Mas si Don Lucas es rico, ¿qué importa si es necio?”. Tan lejos, tan cerca. Y a Rojas Zorrilla lo terminaron atravesando con una espada, claro.
Por: Luis Eduardo Siles




 Print   

PORTADA   BASE DE DATOS DE PELICULAS   ARTICULOS DE CINE   ARTICULOS DE TEATRO   PERFILES   LIBROS   ENLACES

Todo el material grafico incluido en esta web se ha utilizado con motivos extrictamente informativos. Aun asi, si alguien considera que su utilizacion pudiera estar vulnerando algun derecho de copyright puede ponerse en contacto con nosotros via correo electronico en direccion@cineyteatro.es para la inmediata retirada de dicho material.

Esta prohibida la utilizacion completa o parcial de los textos incluidos en este portal salvo previa autorizacion, haciendo entonces constar siempre la procedencia del mismo como (c)cineyteatro.es seguido del nombre del autor del texto si este viniera firmado.

Aviso legal


Copyright 2019